Portada » Blog » Empleo » Vacaciones retribuidas y no disfrutadas

Vacaciones retribuidas y no disfrutadas

El derecho de los trabajadores a vacaciones retribuidas y no disfrutadas se debe a que estas no pueden ser sustituidas por dinero ni acumularse. Las vacaciones son un derecho que tienen los trabajadores y se encuentran establecidos en el Estatuto de los trabajadores. 

Las vacaciones retribuidas y no disfrutadas se dan cuando el trabajador por diferentes razones no ha podido disfrutar sus vacaciones en el periodo que le corresponde. Cuando esto ocurre el trabajador conserva su derecho y las vacaciones se acumulan para el próximo año. 

¿Qué son las Vacaciones retribuidas y no disfrutadas?

Vacaciones retribuidas y no disfrutadas

Las vacaciones retribuidas y no disfrutadas son un derecho que tiene el trabajador y lo adquiere cuando por diferentes razones no disfruta en el año sus vacaciones obligatorias

Esto se debe a que es un derecho establecido en la Constitución y en el Estatuto de los trabajadores, además es obligatorio que parezca en el contrato de trabajo. El trabajador nunca pierde el derecho que tiene a las vacaciones retribuidas y no disfrutadas, tendrá la opción de acumularlas para el próximo año. 

Las vacaciones son un derecho que tiene el trabajador a disfrutar de un descanso anual retribuido, este no podrá ser menor a 30 días naturales. Esta debe planearse dentro del año en curso, en un período que se acuerde con el trabajador y la empresa y no existe la posibilidad de sustituir este descanso por una retribución económica.

El no disfrutar  las vacaciones en el periodo establecido puede ocurrir por la ausencia de otros trabajadores o por la acumulación de trabajo. Cuando esto sucede el trabajador no está obligado a admitir una compensación económica ni a renunciar a las vacaciones.

El trabajador tampoco pierde el derecho a las vacaciones cuando se encuentra en un periodo de suspensión del contrato de trabajo o se encuentra de baja por maternidad. Cuando se presenta esta situación el trabajador disfrutará sus  vacaciones después que vuelva a sus labores.

Para estos casos el empleador y el trabajador deben convenir una fecha, aunque haya finalizado el año al que corresponden las vacaciones. 

El otro caso en que el trabajador tiene derecho a vacaciones retribuidas y no disfrutadas es cuando está de baja por incapacidad temporal y el año termina y no ha disfrutado las vacaciones. 

Cuando ocurre este caso el trabajador tendrá derecho a disfrutar las vacaciones en lo que vuelva a su trabajo. Pero la fecha la debe acordar con la empresa, para ello no puede haber pasado más de 18 meses contados desde que finalizó el año cuando debieron disfrutarse.

Derecho del trabajador a tener vacaciones

El derecho del trabajador a tener vacaciones es irrenunciable, se encuentra establecido en el artículo 38 del Estatuto de los trabajadores. Estas serán acordadas en el contrato individual de trabajo o en el convenio colectivo. 

El tiempo de duración de las vacaciones no puede ser menor a treinta días naturales al año, el disfrute será de común acuerdo con el empresario. Pero debe respetarse la planificación anual de vacaciones acordadas en el convenio colectivo.

Cuando no existe un acuerdo entre el empleador y el trabajador sobre las vacaciones, será la jurisdicción social la que se encargue de fijar la fecha para el disfrute de las vacaciones. Eso lo hace de acuerdo con la Ley 36/2011, de fecha 10 de octubre, que regula la Jurisdicción Social en los artículos 125, 126 y 184 de la Ley 36/2011.

El trabajador también tiene derecho a su periodo de descanso cuando el contrato tiene una duración menor a un año. Las vacaciones serán de acuerdo con el tiempo trabajado, por lo general se establecen por cada mes trabajado 2,5 días.

Cuando un trabajador disfruta de una reducción de jornada por el cuido de un menor o tiene un contrato a tiempo, mantiene el derecho a las vacaciones. La única diferencia es en el salario, que será el que corresponda al tiempo efectivamente trabajado.

El trabajador tiene derecho a conocer cuando le corresponde disfrutar sus vacaciones, la fecha será notificada por el empleador con dos meses de antelación a que se inicien. Existen convenios donde se establece un plazo mayor.

El periodo de vacaciones puede ser dividido, pero la empresa está en la obligación de exigir que uno de los periodos sea como mínimo de dos semanas ininterrumpidas. 

El empleador está en la obligación de entregar al trabajador por escrito la autorización para el disfrute de las vacaciones.

¿Cómo se calcula el pago de las vacaciones retribuidas y no disfrutadas?

La forma cómo se calcula el pago de las vacaciones retribuidas y no disfrutadas es muy sencilla, sólo se necesita la cantidad de días de vacaciones que no se han disfrutado, los cuales son de acuerdo a la cantidad de días trabajados. 

El cálculo para obtener el número de días que le corresponde de vacaciones retribuidas y no disfrutadas, se hace multiplicando los días trabajados por 30 que son los días de vacaciones por año. El resultado de esta multiplicación debe dividirse entre 365 días. 

Lo siguiente es realizar el cálculo del salario diario, para ello debe tomarse el prorrateo de pagas extraordinarias el salario base y  los complementos. El resultado se divide entre 30 que corresponden a los días del mes y la cantidad resultante es el salario que corresponde por cada día de trabajo. 

Cuando se obtienen estos dos resultados sólo hay que multiplicar el salario diario por los días de vacaciones no disfrutadas. El monto que se obtiene es la cantidad que corresponde al pago de las vacaciones retribuidas y no disfrutadas.

¿Cuándo deben pagar al trabajador las vacaciones retribuidas y no disfrutadas?

Los únicos casos cuándo deben pagar al trabajador las vacaciones retribuidas y no disfrutadas son excepcionales. Esto ocurre por jubilación luego de estar en situación de incapacidad laboral o cuando finaliza el contrato de trabajo, para ambos casos se pagarán 2,5 días naturales por cada mes trabajado.

El pago de las vacaciones retribuidas y no disfrutadas cuando finaliza el contrato de trabajo va incluido en el finiquito. En estos casos, es que sólo se pagan las vacaciones en dinero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *